Envíos gratis en compras superiores a 65€

Agosto… te estábamos esperando!

Playa

Agosto…

Agosto y vacaciones. Como todos los años.

Porque nosotros siempre, siempre, nos vamos de vacaciones en agosto.

Que sí, que es el peor mes porque se va todo el mundo y que tal vez sería mejor dejarlo para septiembre.
Pero con los niños, el mejor momento es este. Sin duda.

Además, tampoco tenemos mucho problema porque no veraneamos en lugares multitudinarios. Las de agosto son nuestras vacaciones de descansar y de desconectar.

Vacaciones de lugares a los que vamos año tras año y en los que estamos como en casa. Vacaciones en las que no tener horarios, ni prisas, ni planes preconcebidos.
Vacaciones para, si es posible no hacer nada, o hacer esas cosas que no haces normalmente.  Y que precisamente, por ser un ritual de agosto apetecen cada año como nunca:

  • Levantarnos tarde, muy tarde, cuando la luz entra por las rendijas de la ventana y remoloneas todo lo que puedes para seguir en la cama. Y en ese rato de despertarte y de volverte a dormir sueñas más de lo que has soñado en todo el invierno ¿O eso solo me pasa a mí?
  • Pasar muuuuchas horas en el coche escuchando nuestra música. Esa que hemos recopilado durante todo el año y que luego nos recordará a «este verano».
  • Comer pipas.
  • Que las comidas no tengan que ser a las 2, ni a las 3, ni a las 4… ni por supuesto las cenas sean a las 10. Libertad de horarios total.
  • Las siestas, que en principio no me gustan nada, pero que en agosto son algo así como dejarte caer en la cama o en la hierba o en una hamaca y que te entre ese sueñito de tarde que mola y mucho.
  • Hacer muchas fotos. Pero fotos distintas, de gaviotas que vuelan delante de los niños, de la espuma del mar desde los barcos, de paseos por bosques encantados. Fotos que nunca podría hacer en Madrid.
  • Comer empanada, berberechos, almejas, pimientos de padrón, marisco… (cualquiera diría que veraneo en Galicia ¿verdad?)
  • Las puestas de sol.
  • Sacar ratos en los que puedo olvidarme de todo el mundo y dedicarme a pensar en La Mala, a dibujar nuevos diseños, a dejar que mi cabeza vuele sin demasiadas ataduras.
  • El silencio, el mar, el aire que huele distinto…

Todo eso es lo que esperamos de agosto.

Todo eso y mucho más, porque agosto es un mes divertido que cada año nos sorprende con algo nuevo que guardar en nuestra lista de «las cosas del verano».

¿Y tú? ¿Cuales son tus planes para este més? ¿Que aventuras te esperan?

Cuentámelas en los cometarios. Me va a encantar conocerlas.

Deja un comentario

Logo popup

¿Quieres formar parte de nuestra comunidad?

Suscríbete y consigue un 10% de descuento en tu próxima compra

Categorías

¿Quieres formar parte de nuestra comunidad?

Suscríbete y consigue un 10% de descuento en tu próxima compra

Avísame cuando esté disponible Solo tienes que dejarnos tu Email y serás la primera persona en enterarte.
Email En un momento recibiras un correo para que confirmes tu dirección
{"cart_token":"","hash":"","cart_data":""}